El caso de Anna y Olivia ha estremecido a toda España. Las dos pequeñas fueron asesinados por su padre en Tenerife. Su madre, Beatriz  Zimmerman, publicó una carta en la que desea que la muerte de sus hijas “no haya sido en vano”.

En la carta, la madre de Anna y Olivia agradeció el apoyo que ha recibido y, a pesar del dolor que le ha causado el asesinato de sus hijas a manos de Tomás Gimeno, el padre de las menores, quiso dejar una reflexión en torno a todo lo que ha vivido.

“Como madre, me duele en el alma no poderles haber salvado la vida. Ojalá yo hubiera estado en ese momento junto a ellas de la mano y morir juntas… Pero eso no pudo ser porque Tomás quería que sufriera buscándolas sin descanso y de por vida. Esa fue la razón por la que dejarme a mí con vida. Y, por supuesto, el no quedar como el mayor asesino de la historia. Aquí la justicia salió a la luz,” escribió.

En la misiva cuanta como fue el momento en el que recibió la noticia: “Cuando me dijeron la noticia se me vino el mundo encima y, por muy duro que sea, por lo menos ahora puedo llorar su pérdida y sentirlas a mi lado a cada momento”.

“Espero que las leyes se pongan más duras protegiendo a los niños. Ellos no tienen por qué cargar con esa mochila, y si el amor se acaba lo más importante es el bienestar de los hijos. Si hay maltrato en los progenitores hay que ser muy tajantes porque los niños no pueden estar creciendo viendo violencia. Los niños son el futuro y es muy importante que crezcan observando un ambiente de respeto, paz, amor y tranquilidad.”

También quiso agradecer a todos los que se preocuparon por Anna y Olivia que “son ahora dos ángeles que han venido enseñando una gran lección a costa de su vida”.

“Gracias a toda la energía enviada en este caso tan desgarrador, gracias a todo el amor que pusieron, sucedió el milagro de encontrar a Olivia. Y que la verdad se conociera.”

Tomás Gimeno es acusado por haber matado a sus hijas, Anna y Olivia, de uno y tres años respectivamente. Les habría dado muerte en su casa y luego haber arrojado sus cuerpos al mar. Los restos de Olivia ya han sido recuperados, pero continúan la búsqueda para dar con los de Anna.

Publicidad