La Arquidiócesis de Xalapa anunció que celebrarán una jornada de luto el día 20 de septiembre, fecha en que se cumplen dos meses de la despenalización del aborto en Veracruz puesto que están escuchando el grito de los fieles que expresan su tristeza, frustración e impotencia.

Explicó, que para esta jornada se tocarán las campanas a duelo, a las 12, en todas las Iglesias y capillas del territorio diocesano.

También se celebrará ese día la Eucaristía por los no nacidos y, al final de ella, se rezará la oración por la vida que elaboró el Papa San Juan Pablo II.

“Hemos decidido también que el día 20 de cada mes, a partir de octubre, se celebre la Eucaristía, ya no como jornada de luto; pero sí por los niños no nacidos”.

En una circular dirigida al Obispo José Rafael Palma Capetillo, a los Presbíteros y Diáconos, a las Consagradas y Consagrados, a los Seminaristas y Formandas, a las Laicas y Laicos de la Arquidiócesis de Xalapa, el Administrador Apostólico, José Trinidad Zapata Ortiz dijo que existe un duelo ante la despenalización del aborto en Veracruz y ante el fallo de la Suprema Corte de Justicia de la Nación en este mismo rubro.

Te puede interesar: Depresión o esquizofrenia de lo que más se atiende en Salud Mental del estado

“En la celebración de la independencia vemos con preocupación cómo estas resoluciones de nuestras autoridades hacen más dependiente a nuestro país de los dictámenes de agencias internacionales que impulsan la agenda de la ideología de género, comprometiendo la anhelada independencia por la que tanto lucharon y ofrecieron su vida nuestros héroes”.

Expuso que a pesar de las limitaciones que tiene el pueblo para organizarse y movilizarse, en estos tiempos por la severa crisis económica y sanitaria se han venido organizando muchas personas y asociaciones con pronunciamientos y manifestaciones en distintas ciudades del país en contra de las resoluciones de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, lo cual está generando un rayo de esperanza en favor de la vida.

“Por eso, después de tocarnos el corazón, al acompañar a nuestro pueblo en este ambiente de duelo y de responder a las inquietudes de nuestros fieles, queremos emprender una serie de acciones para manifestar nuestra indignación y para seguir construyendo la cultura de la vida frente a estas resoluciones que afectan seriamente el tejido social tan dañado por el imperante ambiente de violencia, especialmente en nuestro Estado de Veracruz”.

Publicidad