Cuando un grupo de artistas y galerías se cansó de realizar eventos en línea durante la pandemia de COVID-19, se les ocurrió otra idea: una exhibición de autoservicio en el estacionamiento subterráneo de un centro comercial de la Ciudad de México.

Con videos, esculturas, fotografías e incluso un automóvil viejo, la muestra contemporánea en el Museo Autoservicio se denomina ‘Los objetos en el espejo están más cerca de lo que parecen’ en alusión a la experiencia de percibir el arte desde el interior de un automóvil. La idea fue inspirada en parte por un club de caballeros que abrió en Portland, Oregon, como respuesta al COVID-19, dijo uno de los organizadores.

“Es una plataforma para que los artistas den a conocer sus nombres y para que la gente experimente el arte en persona”, comentó la cocreadora Mariangeles Reygadas.

Te puede interesar: Histórico monólogo sobre el daño que hace el tabaco 

En otras palabras, la muestra de arte debe continuar, incluso en medio de una pandemia que empeora. El objetivo es atraer a los visitantes de los museos limitados por los horarios restringidos y los límites de capacidad en los lugares tradicionales, al mismo tiempo que atrae a las personas que están cansadas de pasar meses en casa. En la exhibición, los autos atraviesan lentamente tres niveles del estacionamiento mientras escuchan una pista de audio que se puede descargar.

Fuera de la seguridad de un vehículo personal, la pandemia sigue empeorando. Los casos en la Ciudad de México ascienden a 179 mil 791 y 16 mil 683 muertes. La jefa de Gobierno capitalina, Claudia Sheinbaum, que dio positivo el mes pasado, restringió aún más los horarios de apertura de restaurantes, cines y gimnasios la semana pasada.

De ahí la potencial atracción de eventos en los que la gente nunca abandona sus coches. En la exposición drive-through, que cuenta con 37 obras de arte, actualmente hay seis galerías involucradas y 24 artistas, la mayoría de ellos mexicanos y que van desde los consolidados hasta los emergentes.

La exhibición cuesta 35 pesos y las ganancias se donarán a una fundación de artistas, apuntó Reygadas.

La exposición fue financiada principalmente por el grupo de arquitectos que diseñó el centro comercial Antara en el elegante barrio de Polanco de la Ciudad de México. La exhibición estará abierta al público desde el 14 de noviembre hasta el 20 de diciembre, aunque Reygadas dice que espera que se realicen más espectáculos de autoservicio incluso después de que la pandemia disminuya.

Publicidad