La secretaria de Medio Ambiente, María del Rocío Pérez Pérez, reconoció que en Veracruz no existe en un protocolo de emergencia para atender derrames por hidrocarburos en el estado.

La funcionaria dijo que en algunos casos la atención de derrames, principalmente en ríos de la entidad, llega hasta un mes después de lo ocurrido.

“Muchas de las veces la ayuda llega ya posterior cuando ya pasó entre 30 y 60 días y esto ya es difícil de poderlo atender”.

A esto se suma que las pocas quejas que se presentan no prosperan y no se atienden los casos porque no se cuenta con información precisa sobre el lugar del accidente.

“Muchas de las veces se quedan pendientes porque las quejas que se denuncia quedan sin tener precisiones en cuanto a las referencias o los puntos en dónde están estos derrames”.

La funcionaria dijo que por ello ya trabajan en la creación de un convenio con la Agencia de Seguridad, Energía y Ambiente (ASEA), a fin de establecer pautas de trabajo. 

“Agilizar estos protocolos y que se establezca un protocolo de emergencia cuando exista una denuncia de esta naturaleza y que podamos intervenir para que la ciudad se sienta atendida”.

Publicidad