El gobernador Cuitláhuac García Jiménez confirmó que seis bancos participarán en la reestructuración de la deuda pública de Veracruz que asciende a 38 mil millones de pesos.

En entrevista, indicó que se logró bajar la tasa de pago al pasar de 1.3 al 0.7 por ciento, lo cual significará un ahorro de 6 mil 700 millones de pesos.

“No se mueve el tiempo, lo que hicimos fue aprovechar las buenas calificaciones y la confianza y al hacer la reestructuración pudieron ofrecer mejores tasas”.

El mandatario indicó que con ello se permitirá la liberación de recursos superiores a los 3 mil millones de pesos y para los dos años posteriores a su administración dijo que contarán con un ahorro mayor.

Adicionalmente, precisó que el costo de la reestructuración le costará a los veracruzanos 27 millones de pesos, que dijo es una cifra mucho menor a los 946 millones de pesos que esto le costó a la administración de Miguel Ángel Yunes Linares.

Cuestionado sobre si este ahorro servirá para quebró Gobierno del estado pague los adeudos que enfrenta con proveedores, a quienes se les dejó de pagar en la administración de Javier Duarte de Ochoa, el mandatario negó que esto vaya a ser así pues dijo que el dinero se utilizará en otros rubros.

Publicidad