El nuevo primer ministro del Reino Unido, Keir Starmer, anunció que Ucrania puede utilizar los misiles de largo alcance Storm Shadow, suministrados a Kiev, para atacar objetivos militares en el interior del territorio de Rusia, con lo que ha confirmado que en este asunto continúa en la misma línea que su predecesor Rishi Sunak, informa Bloomberg.

Además, Starmer —al ser preguntado por un periodista de la agencia mientras viajaba la noche del martes a la cumbre de la OTAN en Washington— dijo que los Storm Shadow deben “obviamente usarse de acuerdo con el derecho internacional humanitario” y “con fines defensivos”. 

“Pero corresponde a Ucrania decidir cómo desplegarlos para esos fines defensivos”, añadió en referencia a estos misiles de crucero guiados que tienen un alcance de más de 250 kilómetros.

Anuncios

Por su parte, el portavoz presidencial ruso, Dmitri Peskov, dijo este miércoles que el Kremlin de momento no está al tanto de las declaraciones de Starmer, pero que “de ser cierto, entonces, sin duda alguna, se trata de otro paso irresponsable” de Londres.

“Un paso absolutamente irresponsable hacia un aumento de tensiones y una escalada grave de la situación”, agregó el vocero. “Lo registraremos exhaustivamente y, por supuesto, tomaremos las medidas correspondientes”, subrayó Peskov.

Durante la cumbre de la OTAN que se celebra en estas fechas en Washington, el régimen de Kiev también pedirá a la Administración Biden que levante todas las restricciones al uso de armas suministradas por EE.UU. para poder utilizar misiles ATACMS de largo alcance para atacar blancos dentro del territorio de Rusia, según aseveró Andréi Yermak, el principal asesor de Vladímir Zelenski en una entrevista con Politico.

Publicidad