Andrés Manuel López Obrador, presidente de México, propuso que los festejos por la Independencia de México, tanto el Grito como el desfile, se realizarán únicamente con la asistencia de 500 personas.

Te puede interesar: AMLO: “Ya pasó lo peor, funcionó la estrategia, nos estamos recuperando de la peor contracción económica”

El mandatario mexicano refirió que los festejos por la Independencia se realizarán siguiendo con los protocolos sanitarios correspondientes para evitar contagios por COVID-19.
“Hice la propuesta que sea con antorchas, para mandar el mensaje de que sigue encendida la llama de la esperanza”, enfatizó.

“El desfile (…) no va a ser igual que el año pasado, sino una ceremonia conmemorativa, sin muchos contingentes, guardando los protocolos de salud”, agregó en la conferencia matutina.

Ayer, López Obrador confirmó que sí se llevarán a cabo el Grito de Independencia y el desfile militar del 16 de septiembre, aunque todavía quedaba por definir si se realizaría con público.

Publicidad