El ex fiscal de Veracruz, en la era Duartista, Luis Ángel Bravo se desistió de la denuncia que había interpuesto, por los posibles delitos de abuso de autoridad y actos de corrupción, en contra del todavía presidente del Tribunal Superior de Justicia Edel Álvarez Peña, tras la confesión de la juez Alma Aleida Sosa de presuntamente incurrir en esas irregularidades.

Trasciende que tras este desestimiento se pactó que el magistrado Edel Alvarez Peña ya no buscará ser reelegido como presidente del Tribunal de Justicia en Veracruz.

Publicidad