La Secretaría de Educación de Veracruz ni siquiera sabe cuántos alumnos fueron baja durante el actual ciclo escolar a causa de la pandemia de COVID.

Así lo confirmó el titular de la Secretaría de Educación de Veracruz (SEV), Zenyazen Escobar García.

Sin embargo, el funcionario anunció que para el retorno a clases presenciales se contemplan cursos remediales o de regulación para atender el rezago educativo generado con la contingencia.

Es decir que los docentes realizarían evaluaciones personalizadas de los alumnos, para detectar su nivel de aprovechamiento y las dificultades que han tenido con las clases online, por radio, o televisión.

Reconoció que para poder llevar a cabo esta estrategia será necesario el apoyo de los profesores y ya proyectan solicitarlo en los próximos días.

Te puede interesar: Espacios recreativos seguirán cerrados y vigilados en Xalapa

“Vamos a solicitar en su momento el apoyo de las y los docentes para remediar e impulsar todo lo que tengamos por parte de la Secretaría para lograr aprendizajes esperados”, declaró el funcionario.

Desde el ciclo anterior, durante 2020, la Secretaría de Educación Pública (SEP) contempló implementar los cursos remediales, sin embargo, la pandemia hizo imposible el regreso a las clases presenciales y la estrategia se canceló.

No obstante, el secretario en Veracruz aseguró que el sector educativo de la entidad ha sobrellevado la contingencia sanitaria, pero siempre existe un rezago en cada ciclo y en esta ocasión se debe de atender debido a que las clases online se dificultaron a muchos estudiantes

“Empezaríamos trabajando el tema del rezago educativo, a un año de la pandemia; es parte de la estrategia para definir”, declaró en entrevista.

Anunció que otro asunto que se debe definir es el de la deserción escolar, pues a nivel nacional se reportan más de 5 millones de alumnos dados de baja de forma temporal o definitiva y en el Estado todavía no se cuentan con cifras oficiales.

“Puedo confirmar que hay 3 por ciento de la deserción en educación básica y se trabaja en la estadística de educación media superior y superior (…). Esto también se tiene que atender, al final nuestro trabajo es mantener a los niños en las aulas”, agregó el secretario.

En cuanto a los 60 planteles que reportan haber sido saqueados durante la contingencia sanitaria, Escobar García instó a los directores y docentes a presentar las denuncias correspondientes para poder reponer parte de lo sustraído con apoyos extraordinarios.

Publicidad