Durante el 2020 la Fiscalía General del Estado (FGE), cuya titular Verónica Hernández Giadáns fue subordinada del ejecutivo, incrementó en más del 50 por ciento las detenciones de personas a las que acusó de ultrajes a la autoridad.

En tres años, la FGE pasó de procesar a 31 personas (tanto en 2018 como en 2019) por este delito cometido contra los elementos policiacos y ministeriales, a 48 durante el 2020.

Para este año, al menos dos casos se hicieron públicos tan solo unas horas después de aprobar reformas al Código Penal e incrementar las penas, es decir, solo en la última semana.

Te puede interesar: Mar y tragedia; mueren casi 20 bañistas en conurbación de Veracruz en 2 años

En la información proporcionada a través de una solicitud de transparencia por todas las fiscalías regionales, la Fiscalía Coordinadora Especializada en Investigación de Delitos de Violencia contra la Familia, Mujeres, Niñas y Niños y Trata de Personas; la Fiscalía Especializada en Asuntos Indígenas y de Derechos Humanos; la Fiscalía de Investigaciones Ministeriales; la Unidad Especializada en Combate al Secuestro y la Fiscalía Especializada en Combate a la Corrupción, se dio cuenta de este incremento.

Cabe recordar que Verónica Hernández Giadáns ocupa, desde septiembre de 2019 la titularidad de la FGE y si bien la información no se detalla mes a mes, desde esa fecha ya se denota un incremento en los procesos iniciados por este delito.

Además, es necesario aclarar que aunque recientemente los diputados del Congreso de Veracruz -pertenecientes a Morena y sus aliados- incrementaron las penas por este tipo penal, lo cierto es que no es un delito grave.

Es decir, la FGE se estaría excediendo en sus atribuciones al igual que los jueces de control del Poder Judicial del Estado de Veracruz, pues dicho delito no se encuentra contemplado en el artículo 19 constitucional, que detalla el catálogo de aquellos que ameritan la prisión preventiva oficiosa.

En su caso, las autoridades deberían, por un lado, pedir la prisión necesaria y es obligación del juez, si así lo considera, otorgarla, sin embargo se ha calificado como oficiosa, en detrimento del propio marco legal constitucional.

FISCALÍA XALAPA

La información concedida por Sergio Verdejo Muñoz, fiscal regional de Xalapa evidencia que es esta capital una de las regiones que más ha usado la estrategia de encarcelar a personas por ultrajes a la autoridad.

Al respecto, informa que de las 66 personas que fueron vinculadas a proceso por un delito en 2020, siete fueron por ultrajes a la autoridad, uno menos que por el delito de homicidio doloso calificado, que fueron ocho.

Igualmente, destaca que en 2019, 65 personas quedaron vinculadas a proceso con prisión preventiva oficiosa de las cuales seis fueron por ultrajes.

De las 49 en las mismas condiciones que fueron vinculadas con esta medida cautelar, solo una fue por ultrajes a la autoridad en 2018, con Jorge Winckler al frente de la FGE.

FISCALÍA VERACRUZ

La Fiscalía Regional Zona Centro Veracruz encarceló con prisión preventiva oficiosa a 131 personas de las cuales seis fueron por el delito recientemente reformado, en 2020.

Durante el 2019 se vincularon a proceso y con prisión oficiosa a 16 personas por este mismo tipo penal. Para el 2018, la cantidad se quedó en 9.

FISCALÍA COATZACOALCOS

En Coatzacoalcos, la FGE reportó la vinculación a proceso de 254 personas en 2020 de las cuales 141 llevaron como medida cautelar la prisión preventiva oficiosa.

De esos, 15 fueron encerrados por ultraje a la autoridad; en 2019 fueron solamente 3, es decir, el incremento de un año a otro -entre la salida de Winckler y la llegada de Giadáns- fue de 400 por ciento.

Para el 2018, la cifra de vinculados con prisión preventiva oficiosa por ultrajes a la autoridad fue de 11 personas.

FISCALÍA DE CÓRDOBA NIEGA INFORMACIÓN

La Fiscalía Regional Zona Centro Córdoba solamente informó que durante 2018 fueron vinculadas a proceso 177 personas con prisión preventiva oficiosa, sin embargo no desglosó los delitos.

En tanto para 2019, bajo estos mismos supuestos fueron 100 personas sin detallar los tipos; lo mismo ocurrió en 2020, con la vinculación de 197 con prisión oficiosa pero sin detallar por qué delitos.

Para excusarse de las respuestas que dieron otras fiscalías, señaló que “la información no se genera bajo el nivel de especificación del solicitante”, por lo que no respondió.

ZONA CENTRO COSAMALOAPAN

La unidad en San Andrés Tuxtla, correspondiente a la Fiscalía Regional de Cosamaloapan refiere que de las 13 personas vinculadas a proceso con prisión oficiosa en 2020, dos fueron por ultrajes.

Dos fueron vinculadas por este delito y con prisión oficiosa en 2019, en tanto que en 2018 fue una sola persona.
En la subunidad de Isla, se reportó la vinculación a proceso de una persona por ultrajes a la autoridad, pero con otros delitos en su contra como narcomenudeo.

Los datos anteriores corresponden al año 2020, pues para 2019 y 2018, la subunidad no tuvo reportes de otros delitos que no fueran robo, lesiones, homicidio o secuestro agravado.

La subunidad de Tierra Blanca reportó que durante todo el 2020, por este delito se aplicó la prisión preventiva a cuatro personas, que igualmente cometieron otras conductas ilícitas como delitos contra la salud y detentación de vehículo robado.

En Playa Vicente, la vinculación a proceso por este delito es un caso particular, pues a las cuatro personas que se les aplicó la oficiosa no solo se les vinculó con este delito, sino que todas tienen también otros ilícitos.

En los cuatro casos se imputó también narcomenudeo, posesión simple de marihuana o metanfetaminas, y en tres de los cuatro casos, daños dolosos, todos en 2020.

ZONA NORTE

En Pánuco se reportó la vinculación de 3 personas por ultrajes durante 2020; de dos en 2019 y de una más en 2018.

En Tantoyuca no se reportó, durante el 2018, la vinculación de personas por ultrajes, en tanto que para 2019, fueron dos con prisión oficiosa; para 2020 la cifra pasó a tres.

En Tuxpan, del delito de ultrajes a la autoridad/detentación de vehículo robado, una persona fue vinculada a proceso con la imposición de prisión oficiosa. Para el 2018 fueron ocho casos, pero asociados a otros delitos como narcomenudeo y cohecho.

INVESTIGACIONES MINISTERIALES

La Fiscalía de Investigaciones Ministeriales reportó, por su parte, que de las 36 personas vinculadas a proceso en 2020, dos fueron por ultrajes a la autoridad;

Otras fiscalías y subunidades no reportaron, durante los tres años que se pidió la información, haber iniciado un proceso por este tipo.

Publicidad